Cultivo de marihuana: Cómo proteger nuestras plantas de las tormentas.

Quien diga que cultivar marihuana es pan comido miente como un bellaco político. Esto es el campo, señores, y la agricultura nunca ha sido fácil. Todo va bien, tus plantas están floreciendo, con buen color, has fumigado para evitar decenas de plagas posibles y en menos de una hora una tormenta te lo jode casi todo. Nos suena.

Es lo que hay y pasa cada año. Como no vas a poder evitar las lluvias y por supuesto, NO vas a cortar la planta 3 semanas antes de que esté madura!!, lo mejor es que tomes algunas precauciones para prevenir desastres:

Entutora las ramas. Evitarás que se partan con el viento o que arrastren por el suelo.

– Puedes montar un toldo para cubrirlas mientras llueve. Que el plástico no toque las plantas, no las tapes por los lados y sobre todo retíralo cuando deje de llover para que no se pudran las plantas.

– Si tienes varias plantas de marihuana en macetas separa unas de otras cuando deje de llover para que corra bien el aire entre las ramas y se sequen pronto.

– La lluvia intensa lava la tierra y es posible que la haya dejado sin abono. Abona ligeramente justo después para evitar carencias.

– Si abonas con fertilizante en polvo, tipo humus o guano, ten cuidado con la dosis, si llueve mucho tiempo seguido se disolverá demasiado rápido y podrías sobrefertilizar las plantas.

– Si están floreciendo y las metes dentro de casa para resguardarlas de la lluvia ten en cuenta la contaminación lumínica. Respeta la oscuridad total durante la noche.

- Estate muy atento a la botrytis o moho blanco.  Revisa bien los cogollos y corta las partes que veas dañadas. Se extiende muy rápido así que corta siempre un poco más de la cuenta. En la foto de la izquierda puedes ver cómo, aún habiendo quitado la zona dañada, se ha seguido extendiendo.

– Hay algunos repelentes o insecticidas biológicos como el Bacillus Thuringiensis (para la oruga) que se van con la lluvia así que tienes que volver a aplicarlo lo antes posible. Si estás usando otro producto infórmate antes de hacerlo.

– Si después de llover ves que los estigmas (pelitos blancos) se han puesto marrones no creas que es porque ha madurado y está lista para cortar, este “amarchitamiento” lo puede producir cualquier roce o la lluvia al caer sobre los cogollos.

– No cortes después de llover, espera a hacerlo por la tarde después de un día soleado.

Pues ya sabéis, a currar que para nosotros no hay seguro agrícola que valga.

Un saludo.

tierramadre.es